Entradas populares

lunes, 29 de diciembre de 2014

Reinstalación del extractor de aire caliente del motor

Desde antes de acometer la reparación del sistema eléctrico ya había retirado un extraño equipo sin tener ni idea de que era ni para lo que servía. Era evidente que ese aparato estaba absolutamente destrozado y por lo tanto inservible, para deducirlo solo se necesitaban dos ojos.




 Luego fue, una vez mas, mi amigo Pepón el que me indicó su función y me propuso un nuevo tipo de conexión eléctrica. El aparato sirve para extraer el aire caliente y viciado que genera el motor en su funcionamiento. Un tubo de ocho centímetros de diámetro se aloja debajo del motor y va hasta la popa donde está instalado el extractor delante de un orificio redondo en la pared de la bañera que se disimula con una placa metálica de rejilla. Es esa que se observa justo debajo de la caña del barco



El anterior estaba conectado con una línea independiente cuyo interruptor se encontraba en el panel de mandos eléctricos. Esto, a juicio de mi amigo, solo era un engorro y hasta podía suponer la posibilidad de olvidar encenderlo,  mientras que si se conectaba directamente al arranque, de forma que funcionase al mismo tiempo que el motor  y sin darle a interruptor alguno, eliminábamos lineas y facilitábamos la operatividad y funcionalidad del equipo.

Tras estudiar atentamente la zona e intentar sujetar directamente  el extractor en su sitio,  vi los problemas que había y decidí hacer un soporte de madera donde atornillar el equipo y facilitar su fijación a la pared de la bañera.


En la plancha, debidamente pintada con la misma pintura del resto de los cofres, fue mucho más sencillo fijar firmemente mi extractor. Luego, con la ayuda de mi mujer, lo atornillamos a la pared de popa de la bañera en el mismo espacio donde estaba el anterior.El tubo, una vez que el extractor estaba firmemente instalado, fue también rápidamente sujeto a su boca de aspiración con la pertinente abrazadera.


Aunque la foto no es muy buena se puede apreciar la plancha de madera pintada y parte del extractor fijado en ella.

El siguiente paso consistía en instalar el cable y buscar los puntos exactos de conexión en el mando de arranque del motor. Conectar el cable a los que salían del extractor fue relativamente sencillo aunque mi hijo mayor, que ejercía de ayudante por primera vez, y yo tuvimos que coordinarnos para poder dejar la conexión segura, ya que lo complicado era la posición que había que adoptar trabajando uno solo y algo difícil también el acceso con las dos manos del mismo operario. Con las manos de dos mucho mas simple.


Teniendo claro que el cable amarillo que sale del extractor es el polo positivo y que lo habíamos conectado al cable marrón de la manguera de conexión, hicimos las pruebas de contacto con el motor de arranque retirado  de su alojamiento. Nos dimos cuenta de que si conectábamos en los terminales de la propia llave, se producía un arranque inmediato del motor aunque no hubiéramos girado la llave, así que buscamos otra forma encontrando que, en los terminales del reloj de voltaje y carga, la operación funcionaba correctamente: el extractor comenzaba a funcionar en el momento que girabas la llave para arrancar.


Instalamos un fusible de 6 amperios como protección adicional al extractor y lo dejamos bien cubierto y recogido dentro de la caja que protege el conjunto del arranque. Con todo colocado de nuevo bien seguro hicimos una nueva prueba solo para comprobar que funcionaba a la perfección. Otra cosa que borrar de los trabajos pendientes.

Está claro que mi recuperación no va nada mal y que tengo cada vez mas ganas de continuar con todas la mejoras que tenemos previstas para el Quimura. Aunque lo de mis olvidos y ausencias continua siendo un problema. De hecho alguien habrá podido percibir que la fotos no son de la misma calidad que las que acostumbramos a colgar. Y aseguro que, ademas de perspicaces, tienen razón porque están hechas con mi móvil ya que,,, he perdido mi cámara habitual, una Canon de la que estaba orgulloso. Recuerdo haberla usado pero ahora soy incapaz de encontrarla de nuevo. Un contratiempo que puede considerarse consecuencia de mi accidente pero que no va a ser un problema a la hora de continuar mostrando cada paso y aventura que afrontemos.

Y algún día ....otra cámara.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada